Adios Stéphane

Publicado: julio 12, 2012 en Alpinismo, Noticias, Todo

DESPEDIDA AL ESQUIADOR FRANCÉS

Mi Stéphane Brosse

La pérdida de Stéphane Brosse fue un duro golpe para la comunidad de esquiadores de montaña internacional. El español Marc Pinsach se despide del fallecido Brosse con este texto.

Stephane Brosse, fallecido en la Travesía Mont Blanc el pasado 17 junio 2012.

(Stephane Brosse, fallecido en la Travesía Mont Blanc el pasado 17 junio 2012. (Endurance Mag)

En silencio, en el anonimato, con discreción, con clase, con carisma y en las alturas; así es como Stéphane Brosse nos dejó y así es como lo conocí. Creo que Stéphane siempre fue muy amigo de las alturas -físicas y metafóricas- nos dejó literalmente en lo más alto, cerca de los 4000m y en vida siempre se movió en las alturas de la excelencia. La primera imagen que tengo de él es en lo más alto de un pódium y la última -imaginada en mi cabeza- en la cima de la Aiguille de l’Argentière junto a Kilian completando su última gran empresa.

Cuando empecé en el mundo de las carreras de esquí de montaña, hace ya algunos años, Stéphane estaba en su mejor momento como corredor. Para alguien que empezaba él era nuestro ídolo y a pesar de ser un deporte minoritario y alejado de los focos mediáticos esto no privaba que sus fotos empapelaran las agendas y carpetas de algunos jóvenes iluminados por su figura. En las carreras Stéphane era objeto de todas nuestras miradas. En los briefings, pódiums, hoteles o áreas de llegada lo buscábamos para tener una foto o mantener una pequeña charla que nos motivara para seguir adelante con nuestro camino. Durante las carreras girábamos nuestras miradas para ver con qué facilidad subía, pero sobre todo con que facilidad se movía en bajada y en zonas técnicas. Brosse seguramente no era el corredor más fuerte físicamente, pero sí que era el más completo, el más inteligente y el más técnico. Sino no se entiende que pudiera ganar Campeonatos y Copas del Mundo, Pierra Menta,Mezzalama o Patrouille des Glaciers. Seguramente también era esta inteligencia deportiva a la hora de correr y preparar las carreras lo que nos hacia tenerlo como ejemplo. Pero aparte de las razones objetivas (victorias, derrotas, técnica, etc.) que te hacen admirar a un deportista, a un músico o a una persona hay todas aquellas sensaciones sugeridas por las emociones y la irracionalidad de nuestro cuerpo; a esto le llaman carisma y Stéphane sabía lo que era. Brosse se ganaba inconscientemente a la gente con una sonrisa, con buenas palabras y con un savoire faire y un saber estar propio de las personas con una gran calidad humana. No llegué a conocerlo personalmente lo suficiente como para poder juzgar si la imagen que tengo de él en mi cabeza es la real o es fruto de mi imaginación, pero ya me va bien haberme construido esta imagen; es mi Stéphane Brosse. Supongo que cada cual tiene el suyo y quizá es más bonito imaginarse y construirse una imagen a medida que conocer todos los detalles e impurezas que se esconden detrás de un ídolo. Un ídolo es un ídolo y mejor guardar esta imagen platónica, ideal, pura y nada contaminada por lo que pasa en la tierra más allá de la imaginación y el mundo de las ideas.

 

Seguir leyendo … http://desnivel.com/carreras-y-raids/mi-stephane-brosse-

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s